Prevención del Infarto

Prevención

Prevención del Infarto

El 14 de abril dio comienzo el Taller de Prevención de Enfermedades Cardiovasculares destinado a pacientes del Sanatorio Méndez y al público en general, organizado por el consultorio de Prevención Primaria del Servicio de Cardiología con la charla “¿Estoy en riesgo de sufrir un infarto?”, a cargo del Dr. Marcelo Bianconi junto a la Dra. Silvia Muñoz Morales.

En la actividad, el Dr. Bianconi puso de relieve el valor de la información que necesita la comunidad para prevenir la principal causa de mortalidad y discapacidad en la Argentina (40,2% de los decesos en 2013) y el mundo: las Enfermedades Cardiovasculares (ECV), siendo la enfermedad coronaria ateroesclerótica, la predominante dentro de ellas.

La aterosclerosis es una enfermedad crónica, generalizada y progresiva que afecta sobre todo a las arterias de mediano tamaño. Clínicamente se manifiesta como cardiopatía isquémica, enfermedad cerebrovascular o enfermedad arterial periférica.

Además de explicar didácticamente distintos aspectos de la problemática, refutó, con estadística comprobable, un mito extendido en el imaginario social que colocan al cáncer de mama como la primera causa mortalidad en las mujeres en la Argentina.

Según los datos, las ECV representaban, al 2015, el 32% de las muertes, en tanto que el cáncer en general, el 20%, mientras el cáncer de mama, el 4 % de los decesos.

Se sabe que en las ECV, un alto porcentaje de la primera manifestación es mortal. Sin embargo, el 80 % de los pacientes, no consulta a su médico cardiólogo acerca de las medidas de prevención. Otro mito: las ECV no son suceso, sino un proceso, por lo cual son altamente prevenibles.

 

LA MALA NOTICIA: LA MORTALIDAD A CAUSA DE LAS ECV, ES LA PRIMERA CAUSA DE MUERTE.

LA BUENA NOTICIA: EL 80 % DE LAS MUERTES SON EVITABLES SI CONOCEMOS Y TRATAMOS LOS FACTORES DE RIESGO.

Los hábitos de salud, esto es, los factores ambientales, no los genéticos, explican la inmensa mayoría de los casos, por lo que es central la educación, sobre todo en Medicina Preventiva.

Dentro de los factores de riesgo hay dos grandes categorías: los no modificables (edad, sexo, herencia) y los modificables. Aquí es donde debe hacerse fuerte la Prevención.

Son factores de riesgo cardiovasculares (FRCV): la obesidad, el sedentarismo (falta de actividad física), la Hipertensión Arterial (HTA), la diabetes (DBT), la alimentación no saludable, el estrés crónico y el tabaquismo.

En el mundo hay una EPIDEMIA de ECV, con tendencia al crecimiento, según  las proyecciones de organismos internacionales. De ahí la importancia de estos Talleres, donde los pacientes interactúan con los profesionales, generando una excelente herramienta educativa en la  la PREVENCIÓN de las enfermedades y la PROMOCIÓN de una vida saludable.